DINÁMICA DE NUESTRAS CLASES.

En nuestras sesiones cualquier persona podrá adaptarse a la dinámica del grupo. Se trata de un YOGA sencillo que respeta, ante todo, tu propia capacidad.

 

De una misma postura aprenderás diferentes variantes. Ello enriquece la clase y hace que te impliques totalmente en ella, aplicando, en todo momento, aquella que más te convenga, de acuerdo a tus propias aptitudes. El límite siempre lo vas a poner tú.

 

Disfrutarás de la agradable sensación que te produce el ESTIRAMIENTO, percibirás los efectos benéficos de las POSTURAS,  sentirás el efecto sedante de la RESPIRACIÓN y aprenderás a desconectarte a través de la RELAJACIÓN.

 

En cuatro o cinco sesiones, notarás como tu cuerpo responde mejor a los ejercicios y, con el tiempo, te sentirás más flexible, más vital y más relajado.

 

Todas esas tensiones y bloqueos que se generan en la espalda se irán disolviendo con la práctica, y aquellas personas que padezcan de determinadas dolencias, sentirán un gran alivio a nivel general.

 

Sin embargo, lo más importante es siempre disfrutar de cada sesión. Recuerda, este es un tiempo “sólo para ti”, donde ni los problemas ni las preocupaciones tienen cabida.

 

 

 

 

Ejemplo de diferentes variantes para las POSTURAS INVERTIDAS.

 

posturas invertidas